Las calderas de Pellets ofrecen múltiples ventajas frente a las calderas convencionales:

Por medio de un acumulador combinado se puede generar agua caliente sanitaria y agua para la calefacción con una caldera de biomasa.
Las calderas disponen de dispositivos de seguridad como por ejemplo: termostato de sobre-temperatura, sistema de protección de retroceso de llama, sensor de cierre en la tapa de la tolva, embrague mecánico de protección de tornillo sinfín.
Cuando se quiere utilizar la caldera con una calefacción de baja temperatura, por ejemplo suelo radiante – ideal en combinación con una instalación de energía solar - se requiere de una válvula mezcladora de 4 vías con la funcionalidad de la subida del retorno.

Otras ventajas de las estufas de pellets:
Una alta eficiencia, 15 kg de pellets producen sólo el 1% de cenizas, es decir, 150 gramos de gránulos. La energía de la calefacción por pellets es 3 veces mayor que el de leña - 4500 kcal / kg, 15 kg de pellets corresponden a 45 kg de leña.

Por cierto, el combustible tampoco es tóxico ni explosivo.